Las pólizas de Vida Ahorro son contratos en los que la compañía ofrece una rentabilidad garantizada por la  prima pagada. Es muy importante que se seleccionen los beneficiarios que no tiene qué ser los herederos legales. En caso de que no se especifique nada en el contrato, la póliza tendrá un orden descendente que empieza en el cónyuge y sigue con los descendientes vivos, ascendientes supervivientes y herederos legales.

Identifica el seguro

La falta de información de los herederos es una de las principales cosas que suceden a la hora de poder cobrar un seguro de vida. Lo primero que hay que hacer es identificar si nuestro familiar tenía un seguro de este tipo. En el Ministerio de Justicia se puede solicitar un certificado de contrato de seguros de fallecimiento.  El certificado aporta información acerca de los seguros de vida que tenía contratado el fallecido.

La mayoría de entidades aseguradoras solo admiten la adjudicación del seguro de vida al heredero principal. Esto se acredita mediante las obligaciones tributarias con el pago del impuesto de sucesiones. La acreditación del pago es porque el beneficiario debe hacerse responsable ante la Agencia Tributaria por el pago del seguro.

Cualquier ciudadano que se crea beneficiario de un seguro de vida puede comprobarlo en el Ministerio de Justicia transcurridos 15 días hábiles desde el fallecimiento del titular. Con la certificación podrán acudir a las aseguradoras para saber si es beneficiario o no del seguro. En caso de que exista el seguro de vida pero el familiar que hace la consulta no es el beneficiario, la aseguradora no revelará la identidad de la persona que debe cobrarlo.

seguro vida

Contrata un seguro de vida

Si tienes un seguro de vida, lo mejor es que en vida te aclares sobre tus beneficiarios y así dejes todos los cabos atados. Este registro es muy útil para los familiares de los fallecidos, y se puede realizar en línea mediante el certificado electrónico en www.mjusticia.gob.es.

En el pasado los seguros de vida caían en el olvido, pero con este registro ya no es así. Lo mejor es contratar un seguro de vida con fallecimiento, y en España esta modalidad está creciendo en los últimos años. La categoría de vida ahorro es una de las más populares, siguiendo con los planes de pensiones, los PIAS y los PPA.

Por lo tanto, si piensas contratar un seguro de vida, debes dejar todo claro para tus beneficiarios. Un seguro de vida tiene muchas ventajas, ya que podrás dejar planificado el futuro de tus familiares.